CONSECUENCIAS CRIMINALES DEL REGIMEN DE TERROR “de facto, apuritanadao y anticatólico actualmente imperante en el aparato externo de la Iglesia contra el Clero católico tradicional e inocente, víctima de los enemigos internos de la Iglesia. I .


Italia: Sacerdote que presuntamente abusó de adolescente se ahorcó [¿Él?]en la sacristía

Maks Suard durante una misa

Maks Suard durante una misa

Credito: Corriere della Sera

29-10-14.-Un sacerdote que reconoció haber abusado de una adolescente se ahorcó el martes en la sacristía poco antes de que el obispo le anunciara oficialmente su expulsión de la parroquia, anunció la diócesis de Trieste, en Italia.

En una conversación el sábado con su obispo, monseñor Giampaolo Crepaldi, el sacerdote de 48 años, identificado como Maks Suard, reconoció haber cometido “acciones graves” contra una menor de 13 años y solicitó dos días para preparar una carta pidiendo perdón a Dios, a la Iglesia y a la víctima.

Cuando el martes por la tarde el obispo llegó para informarle oficialmente de su expulsión de la parroquia y de la apertura de un procedimiento canónico contra él, lo encontró ahorcado en la sacristía.

En el comunicado difundido en la página internet, la diócesis pide una oración por el alma del sacerdote y lamenta que el caso no haya podido seguir “el recorrido canónico y judicial” oportuno.

EXPLICACION DEL TRASFONDO Y FUNDADAS SOSPECHAS DE ASESINATO.
Se trata de una puber, no de una niña distinción fisiológica, psicologica y, en las legislaciones tradicionales, jurídica, que a los modernos y pedisecuos de la llamada ” Nueva Evangelización” no interesa y carece de simplificaciones jurídicas de distinción de tratamiento penal en el nuevo sistema de los epigonos de la mente de la Revolución Francesa.
No se publica en qué consistieron los presuntos abusos. Ello, unido a que no se dice que se proyectaba también un proceso penal estatal, y a que la moderna jerarquía de la Iglesia católica, al menos nominal, considera abusos, en términos jurídicos criminales canónicos impropios, en foro externo, también los actos consentidos entre púberes de los cuáles uno sea clérigo, único imputable según la reciente ley especial penal pontificia, cabe la duda vehemente de que se tratase de abusos en el sentido de violación, estupro, forzamiento, o cualquier otra agresión carnal.Pudo tratarse simplemente de una relación recíprocamente consentida, a la que se da el mismo tratamiento que a una violación. A esa novedad absoluta se le llama “progreso” espiritual, pastoral y ejemplarizante.

I. ¿Reconoció el clérigo haber “abusado” de la adolescente?
Lo dudo, sobre todo alegandolo el obispo del finado, y aludiendo exclusivamente a una conversación entrambos. Desgraciadamente el propio obispo suele ser “parte” políticamente interesada, representante de un nuevo sistema de interés fanático periodístico y pseudopastoral de penalización externa, bajo inspiración parcial calvinista, de los clérigos catolicos y, especialmente, de los tradicionales como el que ya ha sido ahorcado en claramente extrañas circunstancias.
Por otra parte la aplicación de la máxima ” in dubio pro reo”, y no habiendo más que el testimonio interesado del obispo, de una confesión héchale por el incriminado, ésta ha de ser reputada cual no hecha, no prevalece sobre la presunción de inocencia del que ya ha resultado la principal y quizás única víctima.
Honra al Ordinario haber dicho lamentar que no haya habido proceso judicial canónico, contrariamente a lo que quieren y logran, para sus clérigos propios denunciados en la misma materia, obispos como Yanguas Sanz y los prelados dominantes en la Congregación para la Doctrina de la Fe.
II. ¿Es sincero dicho lamento?
Hemos de presumir que sí, pero no lo sabemos. El Sacerdote pudo ser asesinado, para que de hecho no pudiera defenderse y poner en evidencia a su obispo y tal vez a más clérigos.
III. ¿Qué indicio hay de asesinato encubierto?
El de que el obispo afirma que el Sacerdote había anunciado, o prometido, una carta pidiendo perdón a la adolescente, a la Iglesia y a Dios, y, en vez de esa carta que correspondería a tan religiosa o católica actitud, hállase el cadáver colgado de una soga y en la sacristía deL templo del Sacerdote.
Un Presbítero que cree en Dios, premiados de los buenos y castigador de los malos, un Sacerdote católico que, precisamente por ser tal, sabe que el suicidio es materia de pecado grave, tras la comisión del cuál es de suponer que no queda ya tiempo para poder arrepentirse, un clérigo católico que sabe que asesinar a un clérigo católico como él, aunque sea el mismo sujeto el asesino y el asesinado, es sacrilegio y delito canónico que añadiría criminalidad a su conducta, en lugar de aliviarla, un Sacerdote cristiano que anuncia pedir perdón de modo algo solemne (por escrito)a Dios, etc., NO SE SUICIDA, no renuncia al Perón de Dios, no pone deliberadamente fin a su vida aviador, con un acto gravísimo muchísimo peor que cualquier abuso carnal, o actos carnales recíprocamente consentidos con una adolescente.
IV. ¿ Podía naturalmente haberse impedido ese homicidio?
Debemos inclinarnos contundentemente por responder que sí
V. ¿Cómo podía haberse evitado?
Hay que ser muy estúpido, o hacerse el escéptico ingenuo, para no admitir verdad tan obvia tan sencilla, como lo es la de que, si el obispo hubiese tratado de perdonar a su Sacerdote arrepentido ((según asegura dicho obispo), y le hubiera hablado con Caridad y paternidad episcopal, asegurándole su ayuda espiritual y su socorro material, etc., en vez de espetarle la expulsión de la parroquia, la apertura de un proceso canónico penal extremo (“vete a saber si judicial, “lo dudo mucho), y, consecuentemente un inmediato futuro desolador desde el punto de vista “laboral” y de subsistencia y de fama y activa participación externa eclesial, al desdichado Sacerdote le hubieran quedado más ganas de vivir, y probablemente las suficientes para cumplir llevaderamente con el Quinto Mandamiento.
Una vez muerto, queda muy correcto pedir una oración por el Sacerdote desgraciado. Sinemvargo hubiese sido cristiana paternal, episcopal y fraternalmente mejor, más digno y ejemplar, haberla pedido para el Sacerdote aún vivo, haberlo perdonado, asistido y acompañado para confortarlo en el cumplimiento y vivencia del castigo canónico de foro externo.
Pero claro, en la ” Nueva evangelización” no encaja la Caridad, cuando éstá ha de competir con la sistemática voluntad episcopal de querer dar la imagen demagógica, propagandística periodística, de “tolerancia 0” pésimamente tergiversada en la versión de venganza penas atroces máximas siempre, condenas externas e ignominiosas, declaraciones orgullosas de expulsión de los condenados y de “limpieza” punitiva vindicativa y de sádica apariencia de felicidad o satisfacción ante el dolor la desgracia la punicion expiatoria (ni una palabra de remedio o efecto buscado medicinal) del declarado delincuente, respecto del que los nuevos pdeudoevangelizadores no hacen aparecer ni signos, ni medidas de que quieran la conversión y rehabilitación del pecador y presunto criminal, Dan la imagen mediatixamenre buscada de querer el exterminio del infortunado “la muerte del infractor, y no que se convierta y viva”. La.proclamada.”Tolerancia 0″ es, de hecho “Caridad 0”, una prueba más de que donde impera la “Nueva evangelización” no hay, ni puede haber, Evangelización. Y ello tiene dramáticas , espantosas, escandalosasCONSECUENCIAS, Las originadas, o posibilidades, por una vergonzosa antipastoral, una farsa de analogos a cataros y puritanos obsesionados con aparecer ellos limpios: rigurosos severIsimos purisimos “los limpios”, a costa de maldecir y ostraciar a los sucios, Nada que objetar a los limpios, “si me dan las llaves de sus respectivos cinturones de castidad, de la que dudo quizás menos que ellos de la existencia de Dios, si seguimos el criterio de San Pablo. Siéntase Satanás en el trono que pertenece a Cristo.

RICARDO DE PEREA Y GONZALEZ, uno de esos clérigos a los que se empuja al suicidio, o a una situación extrema que lo.propicie, si es que, contrariamente a nuestra tesis, es razonable pensar que un Sacerdote católico en sus cabales sea psicologicamebte posible que se suicide. Loco sería factible su suicidio.¿Empújanme pues, a la locura? Creo que me consideran loco, en cuyo caso “quid dixi dictum est”, lo dicho dicho está.

Anuncios

Acerca de ricardodeperea

Nacido en Sevilla, en el segundo piso de la casa nº 8 (después 18) de calle Redes de Sevilla, el 21 de Septiembre de 1957. Primogénito de D. Ricardo, tenor dramático de ópera (que estuvo a punto de hacer la carrera en Milán), y pintor artístico; y de Dñª. Josefina, modista y sastre ( para hombre y mujer), mas principalmente pintora artística de entusiata vocación. Desafortunadamente dedicóse tan abnegadamente a su familia y hogar, que poco pudo pintar, pero el Arte, el retrato, dibujo y pintura fueron su pasión hasta la muerte, que la sorprendió delante de un óleo de San Antonio de Escuela barroca sevillana, y al lado de una copia, hecha por mi padre, de la Piedad de Crespi, en tiempo litúrgico de San José. Seminarista en Roma, de la Archidiócesis de Sevilla desde 1977-1982, por credenciales canónicas de Su Eminencia Revmª. Mons. Dr. Don José María Bueno y Monreal. Alumno de la Pontificia Universidad de Santo Tomás de Aquino en Roma, 1977-1982, 1984, por encomienda del mismo Cardenal Arzobispo de Sevilla. Bachiller en Sagrada Teología por dicha Universidad (Magna cum Laude), donde hizo todos los cursos de Licenciatura y Doctorado en Filosofía (S.cum Laude), y parte del ciclo de licenciatura en Derecho Canónico (incluido Derecho Penal Eclesiástico). Ordenado de Menores por el Obispo de Siena, con dimisorias del Obispo Diocesano Conquense, Su Exciª.Rvmª. Mons. Dr. en Sagrada Teología, D. José Guerra y Campos. Incardinado en la Diócesis de Cuenca (España) en cuanto ordenado "in sacris", Diácono, por Su Exciª.Rvmª. Mons. Dr. en Sagrada Teología, D. José Guerra y Campos, el 20 de Marzo de 1982. Delegado de S.E.R. Mons. Pavol Hnilica,S.J., en España. Ordenado Presbítero, por dimisorias del mismo sapientísimo, piadoso e insigne católico Doctor y Obispo Diocesano conquense, el 8 de Enero de 1984 en la Catedral de Jerez de la Frontera (Cádiz), por Su Exciª. Rvmª. Mons. D. Rafael Bellido y Caro. Capellán Castrense del Ejército del Aire, asimilado a Teniente, y nº 1 de su promoción, en 1985. Fue alumno militarizado en todo, en la Academia General del Aire de San Javier (Murcia), destinado al Ala nº 35 de Getafe, y después a la 37 de Villanubla (Valladolid); luego de causar baja, como también el nº 2 de la promoción, a causa de encubiertas intrigas políticas pesoistas [ocupó pués, así, la primera plaza el nº 3, primo del entonces presidente de la Junta de Andalucía, un Rodríguez de la Borbolla] en connivencia con el pesoista Vicario Gral. Castrense, Mons. Estepa. Fue luego adscrito al Mando Aéreo de Combate de Torrejón de Ardoz. Párroco personal de la Misión Católica Española en Suiza, de Frauenfeld, Pfin, Weinfelden, Schafhausen, ... , y substituto permanente en Stein am Rhein (Alemania) . Provisor Parroquial de Flims y Trin (cantón Grisones), en 1989-90; Provisor Parroquial (substituto temporal del titular) en Dachau Mittendorf y Günding (Baviera), etc.. Diplomado en alemán por el Goethe Institut de Madrid y el de Bonn (mientras se hospedaba en la Volkshochschule Kreuzberg de esa ciudad renana) . Escolástico e investigador privado en Humanidades, defensor del Magisterio Solemne Tradicional de la Iglesia Católica y fundamentalmente tomista, escribe con libertad de pensamiento e indagación, aficionado a la dialéctica, mayéutica de la Ciencia. Su lema literario es el de San Agustín: "In fide unitas, in dubiis libertas et in omnibus Charitas". Ora en Ontología, ora en Filosofía del Derecho y en Derecho Político admira principalmente a los siguientes Grandes: Alejandro Magno (más que un libro: un modelo para Tratados) discípulo de "El Filósofo", Aristóteles, Platón, San Isidoro de Sevilla, Santo Tomás de Aquino, los RRPP Santiago Ramírez, Cornelio Fabro, Juán de Santo Tomás, Domingo Báñez, el Cardenal Cayetano, el Ferrariense, Domingo de Soto, Goudin, los Cardenales Zigliara y González, Norberto del Prado; Friedrich Nietsche, Martin Heidegger ; Fray Magín Ferrer, Ramón Nocedal y Romea, Juán Vázquez de Mella, Enrique Gil Robles, Donoso Cortés, Los Condes De Maistre y De Gobineau, el R.P. Taparelli D'Azeglio; S.E. el General León Degrelle, Coronel de las SS Wallonien, Fundador del Movimiento católico "Rex", el Almirante y Excmº. Sr. Don Luis Carrero Blanco (notable pensador antimasónico, "mártir" de la conspiración de clérigos modernistas, y afines, suvbersivos, y de la judeleninista ETA), S.E. el Sr. Secretario Político de S.M. Don Sixto (Don Rafael Grambra Ciudad), los Catedráticos Don Elías de Tejada y Spínola y Don Miguel Ayuso, entre otros grandes pensadores del "Clasicismo Natural" y "Tradicionalismo Católico"; Paracelso, el Barón de Evola, etc. . En Derecho Canónico admira especialmente a Manuel González Téllez y Fray Juán Escobar del Corro; Por supuesto que no se trata de ser pedisecuo de todos y cada uno de ellos, no unánimes en un solo pensamiento ("...in dubiis libertas"). Se distancia intelectual, voluntaria, sentimental y anímicamente de todo aquel demagogo, se presente hipócriamente como "antipopulista" siendo "polulista", o lo haga como antifascista, "centrista", moderado, equilibrado, progresista, moderno, creador y garante de prosperidad, o como lo que quiera, el cuál, sometiéndose a la mentira sectaria, propagandística y tiránica, inspirada en cualquiera de las "Revoluciones" de espíritu judío (: la puritana cronwelliana (1648,) la judeomasónica washingtoniana (1775), la judeomasónica perpetrada en y contra Francia en 1789, y las enjudiadas leninista y anarquista), ataque sectariamente o vilipendie a Tradicionalistas, franquistas, Falangistas, Fascistas, Nacionalsocialistas, Rexistas, etc., o se posicione nuclearmente, a menudo con la mayor vileza inmisericorde, y a veces sacrílega, contra mis Camaradas clasicistas ora supervivientes a la Gran Guerra Mundial (1914-1945), ora Caídos en combate o a resultas; se considera y siente parte de la camaradería histórica y básica común con los tradicionalismos europeistas vanguardistas de inspiración cristiana (al menos parcial), y con sus sujetos, aliados de armas contra la Revolución (jacobina, socialista, comunista, anarquista).
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s